Siempre que se hablan de los cuidados del pelo, lo primero que se nos viene a la mente es el cabello, pero lo cierto es que son muchas las zonas de nuestro cuerpo en las que también tenemos pelo y que pueden verse afectadas por problemas de salud, dando lugar además a un aspecto antiestético. Es el caso, por ejemplo, de las cejas.

El pelo de las cejas presenta un crecimiento muy diferente al del resto de pelo de nuestro cuerpo y su distribución además es oblicua. Este pelo no se ve afectado por la calvicie de tipo androgénica, pero sí que podemos ir perdiéndolo si el folículo queda dañado, siendo luego muy difícil de recuperar. Algo que puede suceder cuando abusamos de la depilación.

Seguro que has oído muchas veces a lo largo de tu vida que si te depilas mucho las cejas te quedarás sin ellas y que terminarás teniendo que pintártelas. Aunque no es cierto que podamos perder pelo de las cejas solamente por depilarlas, sí lo es que si lo hacemos de manera agresiva o en exceso podríamos ir perdiendo volumen. Por esta razón, es importante que la depilación solamente se realice sobre aquellos pelos que se salen del contorno. De lo contrario, nuestras cejas irán menguando poco a poco, llegando en el peor de los casos a desaparecer de manera permanente de algunas zonas.

No obstante, también existen otras causas por las que podemos perder el pelo de las cejas, como la psoriasis o la dermatitis seborreica, ya que, cuando se padece alguna de estas enfermedades, es habitual que también se sufran brotes en las cejas, incluso en el entrecejo. Eso sí, una vez que se haya frenado el brote, el pelo vuelve a salir sin problema. Lo que debe evitarse es rascarse en exceso cuando tengamos un brote pues podríamos ocasionarnos heridas y que se termine creando una cicatriz en la zona, lo que hace que el pelo no vuelva a crecer nunca más en esa zona.

Por último, hay que destacar que la alopecia frontal fibrosante también puede causar la pérdida del pelo de las cejas, lo que afecta cada vez a más mujeres durante la etapa de la menopausia.  Pero también puede tratarse de una alopeacia areata, una enfermedad inmunológica en la que nuestras propias defensas atacan directamente a la raíz del pelo hasta que se cae.


HAZ TU CONSULTA - PIDE PRESUPUESTO

Tu consulta será enviada directamente a los mejores especialistas en depilación. Ellos te responderán directamente a tu e-mail o teléfono y gratuitamente.




Pais: